Padre Jesús María Alba Jaime, MG. Descanse en paz

Padre_Alba(10de16)

El Padre Jesús María Alba Jaime, MG nació el 10 de julio de 1926 en La Soledad, municipio Unión de San Antonio, Jalisco. Desde niño sintió el deseo de consagrar su vida al ministerio sacerdotal, su vocación nació al vivir de cerca la Guerra Cristera.

Cursó sus primeros estudios en la Escuela Apostólica San Juan Bosco, en León, Gto. En 1943, ingresó al Seminario de León, Gto., donde estudió cuatro años de Humanidades y dos de Filosofía y de ahí pasó al Seminario Conciliar de México para cursar Teología.

Ingresó al Seminario de Misiones en 1949, siendo uno de los alumnos fundadores. Terminados sus estudios eclesiásticos recibió la ordenación sacerdotal el 11 de septiembre de 1955 en la Basílica de Nuestra Señora de Guadalupe por Mons. Alonso Escalante.

Fue ecónomo y profesor en el Seminario de Misiones en Tlalpan, trabajó en diversas responsabilidades en el Seminario Mayor y Menor de 1956 a 1960. Fue nombrado para trabajar en la Misión de Corea el 17 de julio de 1963. El 22 de julio de 1979 fue llamado a la Misión de Kenia, y a la Misión de Perú el 9 de abril de 1992.

El Padre Alba Jaime, se caracterizó por su gusto por la escritura, es autor del libro “tinta firme” y de la recopilación de poesías “Así mi Alma”.

El viernes 25 de diciembre, en la Casa San José, para Padres mayores, en Guadalajara, Jalisco, nuestro Padre Dios lo llamó a su presencia después de una vida entregada a la expansión de su Reino.

Descanse en paz, Padre Jesús María Alba Jaime, Misionero de Guadalupe.

Comentarios

  1. José Arturo Viramontes Reyna dice:

    Me asombra la forma en que dedicó su vida a servir a los semejantes. Ser Misionero de Guadalupe y las misiones que llevó a cabo, sin duda goza ya de la presencia de Dios a quién predicó con tanta devoción. Sin embargo nosotros y en especial su familia lo extrañaremos. ¿Donde puedo conseguir el libro que publicó? me interesaría leerlo y compartirlo. Dios bendiga a mi Misioneros de Guadalupe que han formado parte de mi vida por décadas.

    • Estimado Padrino, Agradecemos su mensaje y su interés en la obra del Padre Alba, lamentablemente no contamos con más ejemplares y tampoco se tiene contemplada ninguna re-edición. Sentimos darle esta noticia. Cordiales saludos.

      • Lorenzo luna dice:

        ¡Qué pena por la muerte del Padre Jesús! Me pregunto si no se le puede mandar una copia de la obra del P. Jesús a un padrino que lo estima tanto y habla tan bien de los Misioneros de Guadalupe. No se vale un “lamentablemente no contamos con más ejemplares y tampoco se tiene contemplada ninguna re-edición. Sentimos darle esta noticia. Cordiales saludos.”

        ¿No pueden hacer algo por un padrino que los MG han formado parte de su vida por décadas?

        Bendicones

  2. Jose Moreno dice:

    Qué pena que haya muerto el padre Chuchito! Que Dios lo tenga en su santa gloria!

Opina